Artículos sobre Haulmer

Todos sabemos que emprender no es una tarea sencilla, construir nuestro propio proyecto y echarlo a andar no siempre es como soplar y hacer botellas, necesitamos prepararnos para ello, estructurar bien nuestro proyecto y armarnos con el valor para iniciar.

Pero tranquilo, no queremos desmotivarte al contrario no todo es difícil cuando de emprender se trata, existen mil razones que te indicarán si apostar por tu proyecto es tu mejor opción. A continuación, te detallamos 7 razones para emprender y tres ideas por las cuales no es prudente dedicarnos a ello.

1. Filas de ideas

Una de las razones que te dicen ¡SI! estás listo para emprender, son tus ideas, y es que solemos tener muchas ideas que no ven la luz o que no se ajustan a nuestro empleo.

Si cada vez son más recurrentes, si necesitamos darlas a conocer y tenemos total confianza de que funcionarán -tras analizar el mercado-, emprender es una buena opción para echarlas a volar.

2. Motivación y confianza = éxito

Cuando de emprender se trata uno de los elementos esenciales, es la motivación y esto se relaciona con el deseo de echar a andar nuestros proyectos. Hacer lo que amas no solo te ayudará a plantear nuevas ideas sino que además te permitirá afrontar los primeros meses o años de tu negocio; recuerda que emprender no es tan sencillo como muchas veces creemos, en ocasiones debemos armarnos de paciencia y confianza para que así nuestras ideas funcionen.

Además, debemos adquirir la capacidad de asumir los retos y de mantenernos al ritmo de los cambios que se generan en el mercado.

3. Tiempo libre

Estar desempleado no siempre es malo, en ocasiones debemos ver el lado positivo de ello y es que se traduce en el momento perfecto para iniciar nuestro proyecto, solo recuerda que durante los primeros meses trabajarás más de lo acostumbrado y quizás la remuneración sea menor; por tanto debes tener paciencia.

Si no cuentas con este tiempo, no te preocupes no es una razón para no comenzar con tu negocio. Solo organízate de manera que siempre tengas tiempo para dedicarle.

4. Tu prosperidad depende de ti

Esta es una de las principales motivaciones que nos llevan a emprender y es que tanto el éxito como la prosperidad dependerán de ti ahora, de tus decisiones e ideas. En este sentido, ya no estarás ligado a tu empleo ahora todo estará sobre tus hombros; si deseas apropiarte de cada una de tus decisiones y acciones emprender es una buena manera de hacerlo.

5. Independencia financiera

Si bien este concepto esta vinculado con el anterior, es importante destacar que emprendiendo podrás adquirir la capacidad de generar tus propios ingresos; por tanto, la cantidad dependerá únicamente de ti y de tu trabajo. En este sentido, los topes son más flexibles que en un empleo convencional, eso sí, tus esfuerzos tienen que ser aún mayores.

6. Crear empleos

Esta suele ser a nivel de Estado una de las razones más importantes a la hora de emprender y es que no importa que tu negocio sea pequeño, esto ocasionará no solo que actives la economía por cuánto contribuyes con la venta de otros proyectos -proveedores- sino que además, con el tiempo serás capaz de generar empleo.

7. Incrementar tu patrimonio

Otra de las razones más comunes cuando deseamos tener un negocio propio es lograr la estabilidad con él, hasta llegar el punto de transmitirlo a nuestros hijos.

3 malas razones para emprender

1. Quiero hacerme rico

Ciertas investigaciones reflejan que las personas que deciden emprender lo hacen porque ven en esto una forma de enriquecerse; sin embargo, debes saber que no siempre es posible o tal vez toma tiempo.

He aquí la importancia de dedicarte a hacer lo que amas y hacer de tu emprendimiento tu empleo soñado, ya que de lo contrario te será muy difícil mantener tu negocio si al iniciar no obtienes los resultados que deseas. De hecho esta es una de las razones por las cuales la mayor parte de las micro empresas y los emprendimientos no superan el año.

Intenta que el dinero no sea una motivación para emprender y deja que sea una recompensa por el gran trabajo y esfuerzo que le imprimes a tu proyecto.

2. Quiero tener más tiempo

Son muchas las veces en donde deseamos emprender bajo la idea de que así podremos tener más tiempo para dedicarlo en cualquier otra actividad. Sin embargo, debes entender que en la mayoría de las ocasiones iniciar y mantener tu proyecto te va a demandar más tiempo que aquel que inviertes en tu empleo, la razón en sencilla, tenderás a agrupar todo el trabajo que plantea tu idea y deberás hacerlo por ti mismo, esto te exigirá más tiempo y esfuerzo.

Así, si deseas crear una tienda online deberás por tanto elegir los proveedores, elaborar los productos, comerciarlos, enviarlos, realizar las cuentas de tu emprendimiento, centrar atención en tus redes sociales y mucho más. Si deseas emprender, prepárate para invertir tu tiempo en ello

3. Odio mi trabajo

Este motivo es tan común como los anteriores y supone ser un error si haces de él un determinante para emprender; tener tu propio negocio debe ser el resultado de una decisión y tras hacer un análisis del mercado. A su vez como ya te recomendamos, lo ideal es dedicarte a un nicho que te apasione; así podrás asumir los retos que vienen con tu proyecto.

En Haulmer nos encontramos diseñando productos que le permitan a tu emprendimiento crecer; nos dedicamos a escuchar tus necesidades y te deseamos el mayor de los éxitos. Conoce nuestro punto de venta, ideal para emitir las boletas de tu negocio, nuestro software de facturación electrónica o mejor aún, nuestros planes de hosting esenciales para almacenar tu sitio web.